sábado, 25 de febrero de 2017

Manecillas

Manecilla tras manecilla
pasa a rastras el reloj,
me identifico con eso
a cada paso
a cada instante
mil y un universos conviven entre nosotros
¿lo sabes?

Respiras y temes
soy testaruda
terca
dices que no cambiarás
cada uno tiene sus propias decisiones
yo por ejemplo,
me preocupo por ti.

Hay que admitir,
la impotencia invade mi mente
quisiera darte toda comodidad,
verte reposar a mi lado
lejos de cualquier temor,
sin embargo,
reacciono al final
mi corazón late a mil por hora
y piso tierra
todo puede ser posible
todo
los sueños pueden hacerse realidad.

Sonrío,
camino
vivo,
estas ahí, sentado
ocupado,
se termina la gasolina
calma
no temas
mi luz lunar te atrapa,
y sueñas,
sueñas
hasta el infinito.